Qué tipo de ruta deberías hacer en tu viaje por Europa

ruta por Europa

Planear un viaje por Europa es como ir un momento al supermercado. Crees que vas a comprar solo un par de cosas pero acabas saliendo de allí con 4 bolsas llenas.

Con Europa puede ocurrirte lo mismo. “Pues ya que estoy compro esto también…”. O “pues ya que estoy voy a aquí también”. Y al final te pasa como a mí en mi primer gran viaje por Europa, que duró 16 días, estuve en 7 países y fue una locura. Ahora bien, puede que para ti no lo sea.

Muchas veces esto ocurre porque nos han enseñado que Europa es un continente pequeño. Claro que lo es si lo comparas con Asia o África. Pero eso no significa que lo sea en sí mismo. Tenlo en cuenta a la hora de planificar una ruta por Europa.

Por eso creo que antes de plantearte una aventura así tienes tener claro qué tipo de ruta quieres. Yo diría que tienes dos opciones: o bien te dedicas a recorrer las principales ciudades o lugares que te interesen, aunque no estén cerca del todo o bien te centras en un país o una zona y lo conoces más a fondo.

Opción 1: Picotear

Si decides que en tu viaje a Europa quieres visitar los lugares más emblemáticos del continente prepárate para no parar. Aprovechar el tiempo siempre es importante en un viaje, pero en uno así será crucial. Mis consejos en este caso serían éstos:

  • No visites sólo la capital de un país, no te quedarás con la esencia.
  • Las visitas guiadas (gratuitas si puede ser) incluso los autobuses turísticos serán tus amigos. Ambos te enseñan mucho en poco tiempo.
  • No te alojes muy lejos del centro, sobre todo si la ciudad es grande. No te vale la pena perder el tiempo en desplazamientos.
  • Si la distancia del desplazamiento que piensas hacer es relativamente corta yo te recomiendo que la hagas en tren. Te costará prácticamente el mismo tiempo y puedes aprovechar para descubrir paisajes nuevos por la ventanilla.
  • Si la distancia es más larga reserva un vuelo o investiga si hay tren nocturno y valora si el precio compensa ante un billete de avión y una noche de alojamiento.
  • Aunque tengas que explotar el tiempo al máximo, cógete algún día de descanso. Tu cuerpo lo necesitará pasados los días. Mi consejo es que aproveches para conocer alguna zona más rural cerca de tu ruta y pases al menos allí una jornada para retomar fuerzas y seguir con tu viaje.

Aún siguiendo estos consejos ya te digo yo que terminarás exhausto pero con ganas de más. Como te decía antes, mi primer viaje a Europa fue una locura pero también una de las mejores experiencias de mi vida. Mochila, hostels, 20 años y bajo presupuesto. Pero claro, 15 años después no sé si sería capaz de aguantar ese ritmo.

Opción 2: Profundizar

Si decides que en tu viaje vas a dedicarte solo a una zona de Europa prepárate para sorprenderte. Seguramente terminarás tu viaje con tus prejuicios por el suelo. Éstos son mis consejos para un viaje así:

  • Haz una investigación previa antes de tu viaje para saber qué lugares de la zona visitar. No será tan obvio como encontrar las principales atracciones turísticas de Europa pero no te preocupes que habrá información al respecto. Hoy en día en Internet está prácticamente todo.
  • Fíjate en los contrastes que encontrarás durante tu viaje en los distintos lugares que visites: los paisajes, como es su gente, lo que comen… Verás cuanta variedad puede existir en una zona tan “pequeña” del mundo.
  • Si puedes, aprende un poquito del idioma local. A mí me gusta hacerlo para intentar interactuar con la gente de allí. Te tratan mucho mejor si ves que has mostrado interés en aprender su idioma y no solo hablar en inglés.
  • Si te gusta viajar de esta manera quizás también te guste el concepto de viaje slow. Un viaje slow o lento es aquel en el que te integras con tu destino, te interesas por su cultura y permaneces más tiempo en él. Viajar sin prisas, vaya. Para que cuando vuelvas a casa no necesites otras vacaciones de tu viaje. (Puede que un día de estos escriba en el blog sobre esta manera de viajar que tantos beneficios aporta).

Y por último, cuando acabes tu viaje también te recomiendo que hagas un ejercicio de reflexión. ¿Cuánto se parece la capital al resto del país que has visitado? Entenderás por qué es importante visitar los lugares a fondo si de verdad quieres conocer como es una nación o su cultura.

Cuál es la mejor opción para ti

Ambos tipos de viaje tienen su encanto. Y sus ventajas e inconvenientes. Sólo tú puedes decidir qué tipo de viaje a hacer. Yo lo único que puedo hacer es darte unas pautas, unos consejos de cómo lo decidiría o cómo lo haría. Espero que te ayuden de verdad:

  • Para mí, la clave está en el tiempo disponible. Si es poco te aconsejo que profundices. ¿Cuánto es poco tiempo? Pues según desde donde vengas. Si tu origen está en el otro lado del charco poco tiempo es tener entre 1 y 2 semanas. Si tu origen es España, aparte de que ya de por sí eso es una buena razón para profundizar, poco tiempo es disponer de 1 semana o menos. Entonces dedícate a ver una ciudad y como mucho sus lugares más cercanos.
  • Disponiendo de 2 semanas puedes ver las principales zonas de un país. Dependiendo siempre del tamaño del país, claro. Pero vaya, es una buena media. Poniendo el caso de España yo intentaría visitar las zonas más representativas y diversas del país. Por ejemplo visitaría Madrid, Sevilla, Valencia, Barcelona y Bilbao. Y por supuesto sus alrededores todo lo posible. Aún así es inevitable dejarse lugares preciosos fuera.
  • En el caso de tener  más de 2 semanas podrías ampliar. En el caso de España que te decía tendrías varias opciones: profundizar en el país (Galicia, Asturias, Salamanca, Granada, Zaragoza…), conocer Portugal, visitar las islas Canarias y/o Baleares, acercarte al sur de Francia, etc. ¡Será por opciones!
  • Sin embargo, si estás decidido a hacer un viaje más disperso, de picotear varios destinos, te diría que diseñaras tu ruta por Europa de la manera más óptima posible. Me refiero a que intentes hacer los mínimos desplazamientos posibles y que aproveches los trenes nocturnos si tienes ocasión. Por otra parte, prepárate física y psicológicamente para el viaje  y aún así planifica tomarte descansos de vez en cuando o acabarás deseando que se acabe ya. Y por supuesto disfruta. Pero eso ya lo sabes de sobra. 

 

Y hasta aquí todo lo que quería decirte sobre esta decisión a tomar a la hora de planificar tu ruta. Espero haber arrojado un poco de luz sobre el tema y haberte hecho pensar al respecto.

Ahora cuéntame, ¿te habías planteado qué tipo de ruta hacer en tu viaje por Europa antes de leer este post? ¿ahora lo tendrás en cuenta antes de planificar tu itinerario? ¿qué prefieres, un viaje de picotear o de profundizar? Te espero en los comentarios. 

Sandra Escobadia

Me llamo Sandra y me gusta ayudar a parejas que quieren viajar a Europa a hacer que todo salga perfecto. Para que sus viajes sean únicos, auténticos y llenos de experiencias memorables.

4 comentarios en “Qué tipo de ruta deberías hacer en tu viaje por Europa

  • Hola Sandra, este post me vino como anillo al dedo y resuelve muy bien muchas de mis dudas y esta perfectamente relacionado con lo que te he preguntado hace unos días.
    Yo me inclino por la opción dos ir medianamente preparado a lo le voy e intentar de todas maneras conocer a las personas del lugar, es por ello que para nosotros nos gusta mucho la opción usada en Cuba de alojamiento, que son las casas de familia, que por acá es similar a lo que ofrece airbnb.
    También siempre tratamos de tomar un autobús de turismo y las visitas guiadas.

    • Hola Marcelo,

      es una buenísima opción, claro que sí. Para mí, alojarse en una casa de verdad cuando viajas tiene más encanto. Pero es verdad que no todos los apartamentos en Airbnb tienen ese “cariño” detrás. Hay algunos que son simplemente negocios.

      Hace muchos años, antes de Airbnb, me alojé en casa de unos holandeses en Ámsterdam que ya ofrecían su 1ª planta a viajeros que veían perdidos por el centro de la ciudad (yo fui una de ellas). ¡Eso sí fue un trato familiar! Y eso es lo que echo de menos un poco ahora que está tan de moda esta manera de alojarse. Por lo que dices, en Cuba seguirán manteniendo ese trato tan personal al que me refiero. 🙂

      ¡Un abrazo!

  • Hola , muy interesante tu informe. Te cuento soy de Uruguay , cuando fui la primera vez a Europa pensé que quizás sería la única , así que armamos algo picoteando varios países.
    Pero la vida me dio una 2da oportunidad y fuimos con unos amigos hacer un trayecto del Camino de Santiago y recorrimos todo el Norte de España . También fuimos a Portugal .
    Pero te cuento (por eso y mucho más soy una Agradecida en la vida) voy en menos de un mes por 3era vez , con un viaje muy especial con mi marido y amigos a recorrer Italia y Grecia . Un viaje armado por nosotros con el conocimiento que teníamos y nuestro amor por el vino ., donde nos centraremos en La Toscana. Espero contarte más después que lo realice . Gracias por tus buenos consejos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*